#TRUEDIVERSITY, ¿y hoy a quien le importas?

La edad, ¿alguna vez lo pensaste?, en ser adulto, con canas, arrugas, que te digan abuelo, el día que te pensiones (si tienes suerte) o que ya no seas indispensable en  tu trabajo por tu edad. Ese día que sientas (como muchos lo han sentido) que para el mundo ya no existes, aunque en tu interior estás más vivo que nunca.

Te traemos buenas noticias, el mundo está cambiando, y aunque el decirte que el mundo cambie no es nada nuevo, sí que es nuevo decirte que está cambiando sus paradigmas con respecto a la edad. Sin duda son muy buenas noticias teniendo en cuenta que todos envejecemos (#sorrynotsorry). 

Este cambio es el resultado de una evolución que se vino sin darnos cuenta y que nos ha traído hasta la realidad de encontrarnos con cifras como que hoy vivimos 34 años más que nuestros bisabuelos, o por ejemplo que “entre el 2000 y el 2050, la proporción de los habitantes del planeta mayores de 60 años se duplicará, pasando del 11% al 22%. En números absolutos, este grupo de edad pasará de 605 millones a 2000 millones en el transcurso de medio siglo”.

Cifras nada despreciables que nos han llevado a entender que “nuestra aversión a hacernos mayores es hoy enorme y su mayor inconveniente es que nosotros (todos) tenemos que lidiar con nuestra visión tóxica ante el envejecimiento” como lo dice Carl Honoré

PH bit.ly/2pNEfdt

Este despertar conversa con el entender  que estamos enfrentados ante la realidad de encontrar más adultos que niños en las calles, un montón de personas mayores que sentíamos ajenas justamente porque representaban la vejez (como si nunca fuéramos a llegar a su edad). 

Y como todo en vida es una ley de oferta y demanda, el cambio de paradigma con respecto a la edad se ha venido dando por varias razones, entre todas nombraré dos:  La primera de ellas es que los adultos mayores representan una porción muy importante de mercado y de clientes desatendidos que las grandes marcas están mirando con ojos de “eres mi presa”.

PH http://bit.ly/332L1dt

La segunda es que el crecimiento del porcentaje de adultos mayores se está convirtiendo en un problema de política pública, debido a que el tema de pensiones se vuelve insostenible (menos gente pensionando y más gente cobrando pensión), sumado al aumento de personas adultas con enfermedades como depresión generada por la desocupación. 

Por todo lo anterior, llegamos a la era del #TRUEDIVERSITY (la verdadera diversidad) “una diversidad que supone el reconocimiento de la otra persona, de su individualidad, originalidad e irrepetibilidad. Donde es tácito dentro de un contexto de reivindicación de lo personal, del presente, de las diferencias, de lo más próximo”, reconocer la diversidad ahora con los adultos mayores incluidos en ese concepto.


Y es que si hasta hoy asociabamos la diversidad (en general) sólo con la comunidad LGBTIQ, a partir de hoy la vamos a empezar a relacionar también con la edad. Empecemos por partes: Hoy sólo resaltaré la importancia de dar posibilidad laboral a las personas a lo largo de TODA su vida.

PH Freepik

PH Freepik

Resulta que sentirse productivo es una necesidad no sólo inherente al ser humano que se relaciona con otros seres humanos, sino además inherente al buen funcionamiento de las sociedades, porque cuando te sientes productivo tu vida cobra sentido, te enfermas menos y eres más feliz. 

Por eso, traigo una noticia para las empresas, emprendimientos y gigantes del mercado. El hecho de cerrar la puerta y la posibilidad laboral a adultos mayores no sólo representa un punto de inflexión crítica para la armonía de la sociedad, sino que además representa sesgos que frenan la diversidad en tu empresa.  

PH http://bit.ly/2LJNAvc

Si tenemos en cuenta que aunque en algunas “nuevas profesiones” se necesita  nuevo conocimiento también es una certeza pensar que en trabajos comerciales, financieros, jurídicos, etc, podrían aprovechar un conocimiento tradicional. A su vez si pensamos que el conocimiento de un adulto que ha trabajo toda su vida en un mismo tema es tan profundo que por muy poco se puede equivocar en sus apreciaciones en una dinámica laboral, ¡sorpresa!!! representa menos dinero para la empresa corrigiendo errores de inexpertos.

Todo lo anterior trae al escenario a los #ModernElder o Lo Maduros modernos, un tema que varias empresas alrededor del mundo están activando, en pro de ofrecer una adultez feliz, productiva, y obviamente de tener en su equipo personas que representen algo muy positivo para el negocio. Tal es el caso de Starbucks con sus cafeterías atendidas por adultos mayores, una iniciativa reciente pero muy significativa si entendemos el tamaño de la compañía que la propone.

PH http://bit.ly/30NGb2l

Otro ejemplo es la empresa thailandesa Cho Heng, una fábrica de fideos de arroz, que por décadas ha incorporado dentro de su operación algo realmente llamativo “su personal puede trabajar hasta que la muerte o la discapacidad se lo impida, y esto con el único objetivo de llenar de vida a los adultos trabajadores”. La propuesta es tan innovadora que el propio gobierno tailandés presenta el caso Cho Heng como un modelo que podrían seguir otras empresas.

PH  http://bit.ly/31WLs9n

PH http://bit.ly/31WLs9n

Finalmente, nombrare nuestro emprendimiento 101ideas.co, creado en Colombia, y en expansión en este momento a Argentina. Un modelo de negocio en donde, en general, trabajamos con personas mayores de 65 años con el único objetivo de ser una nueva ilusión para ellos, una oportunidad de sentirse productivos, y una posibilidad de evitar la depresión generada por la desocupación. Nuestro gran logro es ser una oportunidad laboral para adultos mayores inexistente en el mercado nacional.

PH @catagiro

PH @catagiro

La revolución de la edad llegó para quedarse, por eso no lo olviden, creamos en la verdadera diversidad (#truediversity incluyendo a los adultos mayores) y creemos respuestas para ellos; porque como lo cita Laura Rosillo y lo dice Chip Conley "Adolescencia y jubilación fueron invenciones del siglo XX. En la etapa "Modern Elder" que está surgiendo hoy, los adultos están llenos de sabiduría como siempre, y de curiosidad como nunca... buscando el significado, no el retiro”.

Un texto de Catalina Santana C

Corrección de estilo Natalia Santana